Perfeccionista de las sensaciones

 

image

Con el propósito de librarme de cualquier responsabilidad utilizo esta frase de Cioran:
No escribimos porque tengamos algo que decir, sino porque tenemos ganas de decir algo.”

Quise decir:

Bienvenido a la incomprensión universal. Solo un simulacro de la unidad original. Aparentamos entender y ser entendidos pero lo cierto es que nunca llegamos a conocernos. Somos marineros inexpertos del hondo mar que es la conciencia del otro. Si llegamos a tener la impresión de haber conectado, es porque nos hemos mal entiendo correctamente. Las experiencias son un misterio ultra sensorial no intercambiable, así que la conexión es un mito. Somos arrogantes dictadores de nuestro reino mental sin contacto con otros dominios. Sentimos ser creadores de una gran composición musical que una vez tocada no es más que ruido para quien la escucha. No sé a que clase de visión esotérica me he sometido. No puedo parar, pero no sé porque sigo si la estética que deseo reflejar no tiene conexión con mi verdadera apariencia, lo que escribo no se parece en nada a lo que escribo dentro de mi, lo que soy nunca proyecta la imagen que creo estar reproduciendo. Hay un error en la transmisión, en ese momento en que la energía sale he perdido todo control sobre el mensaje. Lo que se recibe no es más que los escombros de la estructura de pensamiento original. Las ruinas de un templo de nociones que he profanado innecesariamente, no porque sean estas altas en su moral o su belleza pero son todo lo que me queda en posesión, no las podría desestimar. Me arrepiento de cuánto he dicho porque no ha sido pronunciado de la forma que se debía de pronunciar, de todo lo que he escrito porque no ha sido leído de la forma que se debía leer. Vivo con el presentimiento de que la nada acontecerá, con el preludio interno de que algo inmensamente vacío reventará. No un evento, no un cambio, nada que tenga que ver con el ambiente o las disposiciones de los demás. No hablo de alcanzar reconocimiento o de lograr un objetivo personal. Es más bien lo contrario a vivir intensamente o a la búsqueda de la emoción suprema. Hablo de preparativos de origen atómico, pero no a la escala de una fisión nuclear. Es una fórmula matemática de descomposicion corporal que se desarrolla lentamente y que dará como resultado un estruendoso estallido que nadie escuchará. El acto final,  La epitome de la perfecta putrefacción anatómica. Es pura física anti-espiritual. Necesito deshacerme de toda esta toxicidad sentimental. Necesito depurarme en una catarsis total.

~

~

~

Arte: Vincent Van Gogh

Anuncios
Esta entrada fue publicada en lo que escribo, Obsesión, Traducción y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

8 respuestas a Perfeccionista de las sensaciones

  1. allamas2000 dijo:

    El mundo de la auto-represión. Hay dos maneras de verlo: Una insinceridad con nosotros mismos o una atención para las personas que nos rodean. Yo me quedo con alguna de las dos en virtud de mi estado de ánimo. Pero suelo quedarme más agusto cuando reprimo la represión de mi lóbulo frontal. Debería haber un depósito de escritos anónimos que almacenase los pensamientos que jamás nos atreveríamos a escribir para el público. Como terapia.

    • dayanamh dijo:

      Esa es una buena idea, sin duda llamaría a este espacio mi depósito, aquí escribo todo lo que soy incapaz de decir, pero todo esto es mucho más real para mí que lo que me sucede día a día.

      • allamas2000 dijo:

        Alguna/s de las cosas que pienso, no soy capaz ni de escribirlas. Cuando me dirijo al teclado, el lóbulo frontal atenaza los dos dedos índices, que son los únicos que trabajan en el teclado

  2. John A. Ayala dijo:

    “Qué agradable es que existan palabras y sonidos: ¿palabras y sonidos no son acaso arco iris y puentes ilusorios tendidos entre lo eternamente separado? A cada alma le pertenece un mundo distinto; para cada alma es toda otra alma un trasmundo.” – Friedrich Nietzsche, Así habló Zaratustra (1884)

  3. Antinomia dijo:

    Eres deliciosa en cada letra. La desconexión forma parte del conflicto de apego y tú, una y otra vez, te adueñas del lenguaje y sin darte cuenta te aproximas a lo más recóndito de las cabezas pensantes.

    • dayanamh dijo:

      Comentarios como este son los que me hacen sentir que no voy por tan mal camino en esto de compartir mi viaje, y más aún que podemos entendernos a pesar de que tenemos experiencias distintas. Gracias por tomarte el tiempo de leerme y dar tu opinión, siempre será bienvenida.

      • Antinomia dijo:

        Hay belleza a raudales en tus tormentas, tanto que me apresuro a descubrirlas en cuanto las veo aparecer.
        Sería magia conocerse, entenderse y trascender.

        De nada. No te sientas obligada a responder a mis misticismos. Tus textos y ese modo con el que ocultas tu párpado derecho suelen darme las respuestas.

        Feliz fin de semana.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s